viernes, 23 de diciembre de 2011

ágætis byrjun

Saben, no es que no me gusten las fiestas navideñas, es que las aborrezco. Me gustaría disponer de una cabaña en el lago, un refugio en la montaña o una casita en la playa donde aislarme de la civilización durante estas fechas y disfrutar de esos pequeños placeres cotidianos como el aire limpio, un buen libro, una botella de whisky, una agradable compañía o el susurro del mar como música de fondo. Lejos del mundanal ruido, del estúpido consumismo, de esa forzada felicidad, del aborregamiento de las masas, del jodidos pero contentos. No vale para mi, discúlpenme.

El otro día se me acercó uno de esos jefazos supremos que todos tenemos, de los que no te dirigen la palabra ni la mirada durante el resto del año, se refirió a mi por mi nombre (uno procura pasar desapercibido) y me estrechó la mano mientras me obsequiaba con las habituales felicitaciones, acompañadas del deseo de que el año entrante sea al menos tan bueno como este. O tan malo, pensé para mis adentros, recordando la cantidad de meses que llevan haciéndonos la vida imposible. Hipocresía en estado puro en estas fechas tan entrañables.


Quién sabe que nos deparará el año maldito, las circunstancias sociales, económicas y políticas son difíciles, los tiempos que nos tocan vivir parecen ir a peor y parece que no hay quien lo remedie a corto plazo, así que de momento nos conformaremos con que no se acabe el mundo tal y como auguraba la profecía maya. En lo personal será complicado no mejorar uno de los años mas tristes de mis treintaytantos por no decir el peor, aunque tampoco lo descarto, quizás aun quede caída hasta tocar el fondo, y no estoy seguro de querer saberlo.

En cualquier caso, y como lo valiente no quita lo cortés, les deseo lo mejor para el futuro inmediato, especialmente en lo que se refiere a salud y trabajo. De esto por favor que no nos falte, de otros privilegios que disfruten los mas afortunados. Consolémonos en la medida de lo posible pensando que hay muchas personas sobreviviendo en condiciones infrahumanas y seamos felices con poco mientras tratamos de hacer el mundo un lugar mejor dentro de nuestras posibilidades.


ágætis byrjun, que en el islandés de Sigur Rós quiere decir algo así como un buen comienzo.



PD: la fotografía que acompaña esta entrada fue tomada por un servidor en el magnífico Conjunto Etnográfico Os Teixois (Taramundi) el 31 de diciembre de 2009. Entorno paradisíaco en la frontera astur galaica de obligada visita, donde olvidarse del reloj y del mundo.

domingo, 11 de diciembre de 2011

El Mercado Ecológico y Artesano de Gijón

De su propia web:

El Mercado Ecológico y Artesano es un intento sincero por recuperar la artesanía local tradicional y propiciar a su vez la promoción y consumo de los productos ecológicos respetuosos con el medio ambiente. Esta iniciativa, novedosa y curiosa, es en sí una puerta abierta a todo el público para que conozca de primera mano las tendencias en productos ecológicos y no pierda de vista las formas de trabajo artesanal que se utilizan en la región.


El Mercado Ecológico y Artesano supone una nueva forma de consumir saludable y solidaria con la naturaleza e incluso con los países del llamado Tercer Mundo a través de una pequeña representación de comercio justo.


Si hablamos de sectores beneficiados (agricultura ecológica, comercio justo, hostelería, artes plásticas, artesanía, ...) por el proyecto del Mercado Ecológico y Artesano en la Plaza Mayor de Gijón hablaremos de los gijoneses y visitantes que en él encontrarán, paseando por la Plaza Mayor de la ciudad y sus alrededores, productos y actividades culturales realmente originales y fuera de los clásicos circuitos comerciales.


Del improvisado bodegón:



Y por el mismo precio, cruzando la calle...


 
Where Is My Mind (where was your mind...)

domingo, 4 de diciembre de 2011

La Casa Del Chocolate De Tino Helguera

Oiga, ¿es el croissant de La Casa del Chocolate de Tino Helguera el mejor de la Villa de Jovellanos? pues mire Usted, no sabría decirle, pero a  mi me trae de cabeza.


La Casa del Chocolate
Calle Manuel LLaneza 13 Xixón
Teléfono: 984 491 864
Email: tino@tinohelguera.es


De acuerdo, somos auténticos privilegiados en el sector dulce, de hecho se dice que Gijón es la ciudad española con más confiterías por habitante. Prueba de ello resulta esa iniciativa tan maravillosa, Gijón Goloso, que invita a recorrer la villa en busca del preciado tesoro y que resulta tan apetecible para el turista ocasional como para el playu de toda la vida. Si añadimos esos magníficos helados de Islandia, Coppelia, La Ibense, Regma... mas los de Verdú a los que habría que sumar sus inigualables turrones, tenemos un paraíso glucoso difícil de igualar. Aunque quizás habría que solicitar distribución directa de Moscovitas, Bartolos, Marañuelas y Carajillos para alcanzar la perfección... ¿no les parece?


Pero no es oro todo lo que reluce, si buscáramos un apartado en el que estábamos un tanto desvalidos, una asignatura pendiente, tendríamos que mirar al sector chocolatero. Pese al poco éxito de Chocolat Factory dentro del C.C. Los Frenos que desembocó en su cierre prematuro nuevos aromas de cacao se perciben a orillas del Cantábrico. Comenzando por esas pequeñas maravillas con las que Pomme Sucre nos obsequia desde hace ya un tiempo, continuando por ese novedoso y exquisito rincón que es Chokoreto en el barrio de Viesques, y acabando en la última incorporación al grupo que no es otra que La Casa del Chocolate de Tino Helguera.


Confieso no haber seguido muy de cerca la carrera de este maestro mucho más allá de sus entrañables programas en el Canal Cocina. Al parecer ha ido abriendo (y cerrando alguna que otra) tiendas y franquicias en Gijón, Avilés, Oviedo, Madrid o A Coruña. Desconozco cuales siguen funcionando a día de hoy, diría que no muchas, en Gijón ha tenido varios locales, y su anterior local en el Paseo de Begoña ha quedado en manos de su ex mujer denominándose ahora Sentir El Chocolate, no siendo pocos quien aseguran que la receta del croissant de toda la vida se quedó y se sigue degustando en este emplazamiento. Habrá que comprobarlo pues.


El nuevo local se inauguró con todos los honores bajo el mecenazgo de Cafento, la empresa cafetera radicada en Tineo que tiene previsto dar continuidad a 'boutiques' de este tipo a lo largo de la geografía española como parte de su plan de expansión franquiciado Stracto Experience. Es un establecimiento no muy grande, tranquilo, coqueto y un tanto minimalista. Pastelería y bombonería destacan en igual medida con preparaciones de todo tipo, originales, divertidas y deliciosas. Si el croissant no es el mejor de la ciudad no le andará muy lejos, esto es hojaldre del bueno, su fina capa crujiente en el exterior y todo ternura en el interior con un agradable sabor a mantequilla, ideal tanto para degustar por si solo como para mojar en el amplio surtido de cafés o en una taza de ese excepcional chocolate. Esta combinación y alguna mas se sirve en horario de desayuno con zumo o sin él a precio reducido respecto al resto del día.


Y ante Ustedes la niña de mis ojos, el milhojas caramelizado, una pequeña maravilla que nadie debería dejar de probar. Raro es el día que queda un ejemplar a media tarde, lo cual muestra bien a las claras el éxito alcanzado entre la clientela. Una pena que la foto no le haga justicia, pero prometo volver e intentar mejorarla tantas veces como sea necesario. Aun me quedan muchas delicatessen por probar. El invierno será duro.

 
Fragile Dreams (countless times I trusted you...)

domingo, 13 de noviembre de 2011

¿Jamón o Cecina? por José Carlos Capel

Interesante exaltación de la cecina por José Carlos Capel dentro de sus Gastronotas en el que incluye además su particular podio protagonizado por tres nombres propios como son Ceferino Trabadelo (Trasacar), José Rosell (Vacum) y José Gordón (El Capricho), oscilando los precios entre los 30 €/kg de la primera hasta los 200 €/kg de esta última.


Personalmente estoy de acuerdo en que el culto a la cecina es minoritario y quizás un tanto injusto. Raro es el hipermercado donde no hay varios tipos de jamón ibérico a elegir, mientras que apenas suele haber una pieza de cecina al corte, que suele resultar además un tanto dura y reseca, si bien es cierto que hace no muchos años el panorama actual de disponibilidad y precio de jamón ibérico nos hubiera sonado a ciencia ficción. Que las cárnicas lo potencien y nosotros lo disfrutemos.

El artículo original: Gastronotas

sábado, 5 de noviembre de 2011

49 Festival Internacional de Cine de Gijón

49FICX_Cartel

Ya está aquí la 49 edición de FICXixón, que se celebrará del 18 al 26 de Noviembre de 2011. A priori y con las lógicas reservas el programa parece sensiblemente mejor a la edición pasada, esperamos poder confirmarlo desde la butaca. En la web oficial están disponibles los siempre ansiados programa de mano y calendario de proyecciones, y en su Facebook y Twitter dan cuenta de las últimas noticias. Iremos cuadrando nuestra quiniela y seguiremos informando. Stay Tuned!



domingo, 30 de octubre de 2011

La Cuadra de Xuacón - Gijón

O de como han influido en nuestra rutina de ocio y fin de semana los nuevos horarios que la liga de fútbol nos ha traído esta temporada. Tras uno de esos choques de domingo al mediodía no hay mejor manera de compartir un post partido que sentados en torno a una buena pitanza. Por cercanía con el municipal gijónes nuestra primera y única opción era el conocido Asador La Bolera aunque resultaba previsible que reservar mesa para comer después del fútbol sería cuando menos imposible como así sucedió. Tiempo de plan B.

Calle Rufo Rendueles 21 Xixón
Teléfono: 985 33 20 67

Por uno de esos consejos que no siempre salen bien acabamos en la Cuadra de Xuacón, mesón típico situado en el muro de San Lorenzo, de limitado aforo y rústica decoración. La carta no es muy grande, y mientras la revisábamos el anfitrión hizo acto de presencia para sugerirnos las ensaladas y el chuletón de ternera. Decidimos pedir algún entrante y carne para compartir. Cotejando nuestro criterio con el del propietario nos volvió a recomendar las ensaladas porque las tenían todas y estaban "buenísimas" así como el entrecot porque se sirve ya troceado y es ideal para compartir. Si nos llega a sugerir una vez mas las ensaladas creo que la hubiéramos pedido aunque a nadie le apeteciera lo mas mínimo.

Cuando vino a tomarnos la comanda nos decidimos por la tabla de embutidos asturianos, pero no lo estimó oportuno y nos hizo saber que mejor pidiéramos los ibéricos. Vista la tozudez del sujeto la cambiamos sin mayor discusión, a lo que sumamos dos chuletones y dos cachopos para compartir entre cinco personas. En este punto Don Joaquín hizo un alarde machista de bastante mal gusto que preferimos obviar por respeto a la agraviada que nos acompañaba. A continuación vino el episodio surrealista con las bebidas, un comensal le dijo que ibamos a tomar vino a lo que respondió si preferíamos Rioja o Ribera, pasando por encima de la disyuntiva se le pidió la carta de vinos, regalándonos un literal "la carta soy yo" y recordando que la elección se limitaba a Rioja o Ribera, sin mas, y esto en un local que tiene un toldo enorme con una inscripción bien visible de Vinotería. También pedimos agua, que sirvió en unos botellines de tamaño ridículo y de procedencia no regional.


La tabla de embutidos presentaba aceptable calidad y buen tamaño para un grupito. El cachopo no lo probé, me limité a la chuleta (nótese que en este rato se le ha dado tres denominaciones diferentes y que no me he inventado) que resultó un fiasco, aunque a alguno de los presentes no le decepcionó tanto. La carne está precortada antes del cocinado de una forma totalmente ilógica que no había visto antes, no tenía un gramo de grasa y estaba muy pasada de punto. Me mosquea sobre manera el hecho de que en ningún momento nos preguntara como la queríamos y que si lo hiciera en otras mesas, a partir de aquí y usando la lógica es muy sencillo llegar a la hipótesis que me acecha y que no creo necesario explicar.

Debajo del chuletón, entrecot, chuleta o lo que diantres fuera aquella pieza venían unas patatas que prometían por su tamaño pero que decepcionaron por estar poco hechas en el interior y demasiado blandas en su parte externa debido a los jugos de la carne. En este blog podéis ver una imagen del compendio así como otro punto de vista sobre este negocio.

No todo iba a ser negativo, los postres -tarta selva negra, milhojas y flan- rayaron a buena altura por calidad y tamaño. Los bollitos de pan también me sorprendieron gratamente, y la camarera que nos sirvió nos absequió con un trato alegre y amable. Sumando los cafetitos salimos a 28 Euros por cabeza. Si queréis leer otras opiniones mucho mas agradables y subjetivas sobre el establecimiento y su propietario podéis revisar, además de la ya mencionada, las reseñas de nuestro diario local por medio de una voz mucho mas autorizada en esto de la gastronomía que un servidor como es Luis Antonio Alías... (guiño, guiño)


Si tenéis complejo de inferioridad, os gusta el temple socarrón, el humor retrógrado y que os digan lo que tenéis que comer o beber, este es vuestro restaurante. Buen provecho!